Es la droga más aceptada dentro del imaginario colectivo, legal y consumida por el 90% de la población alguna vez en la vida. Pero también es una de las más dañinas. El alcohol está detrás de más de 200 enfermedades y su consumo nocivo provoca tres millones de muertes en el mundo cada año. La Generalitat de Cataluña ha lanzado una campaña de concienciación sobre los riesgos del consumo de alcohol y ha advertido de que el Sistema de Emergencias Médicas (SEM) atiende medio centenar de urgencias cada día relacionadas con el abuso de esta sustancia.

El alcohol es la pesadilla de todos los servicios de salud pública, por su aceptación social y la escasa percepción de riesgo en algunos colectivos. Según la Agencia de Salud Pública de Cataluña (ASPCAT), el 20% de los jóvenes de entre 14 y 18 años se ha emborrachado alguna vez en el último mes y el 10% de los adultos consume alcohol diariamente. “El alcohol es el principal problema de Salud Pública que hay en cuanto al consumo de sustancias. Seguimos teniendo baja conciencia de los riesgos. Cualquier fiesta, cualquier celebración, hasta un embarazo, se celebra con alcohol. No hay nada que no pase con alcohol de por medio”, admite el subdirector general de Drogodependencias, Joan Colom.

Seguir leyendo >>