A pesar de que podría pensarse que cada vez somos más solidarios y nos sentimos más involucrados en la resolución de los problemas de los más desprotegidos, el número de voluntarios que optan por dedicar su tiempo a trabajar en una ONG no ha aumentado en los últimos años, según se desprende de la comparación efectuada para la actualización de su Guía Práctica sobre 100 ONG que ha realizado CONSUMER, y que se basa en los datos entregados a esta publicación por cada una de las ONG incluidas en el estudio. La mayor parte de las ONG no han incrementado en los últimos cinco años el número de voluntarios de manera permanente o durante su tiempo libre: en 1999, entre las 100 ONG analizadas, sumaban 353.135 voluntarios, mientras que en 2004 los voluntarios son 356.062.

Por otra parte, el estudio demuestra que tampoco las ONG españolas son más independientes que hace 5 años: la proporción que supone la financiación pública sobre el total de ingresos de las ONG, ha pasado, de media -en estos últimos cinco años- de un 58% a un 56%.

Entre las organizaciones que han perdido voluntarios desde 1999 está la que más dispone de ellos: Cruz Roja Española (de 146.069 voluntarios en 1999 a 142.333 en este 2004, un 2,5% menos). Le siguen en número de voluntarios totales Cáritas -con 65.000 personas-, la Unión Española de Asociaciones y Entidades de Atención al Drogodependiente – 45.000 voluntarios- y Médicos Sin Fronteras -17.000 voluntarios-. Otras ONG que pierden voluntariado son Farmacéuticos sin fronteras (100 voluntarios en 1999 y sólo 20 en 2004) y el Comité para la Defensa de los Refugiados (580 voluntarios en 1999 frente a 285 en 2004).

Frente a estas organizaciones que descienden en su voluntariado, hay ONG que han aumentado significativamente el número de personas que dedican su tiempo libre a ayudar a los demás, como Fundación Banco de Alimentos que pasa de 476 voluntarios en 1999 a 1.300 en 2004 (casi tres veces más), Cáritas Española (50.000 voluntarios en 1999 frente a 65.000 de 2004, un 30% más), la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (3.435 voluntarios en 2003 y 5.720 en 2004, un 40% más) y Amnistía Internacional Sección Española (de 1.000 voluntarios en 2003 a 1.200 en 2004, un 20% de incremento).

Financiación pública y privada

La financiación de las ONG sigue basándose mayoritariamente en las aportaciones de las diversas administraciones públicas, desde las locales hasta las europeas, pasando por las provinciales, autonómicas y nacionales, aunque la proporción que representa la financiación pública ha descendido ligeramente. De las ONG analizadas, casi la totalidad cuentan con subvenciones públicas para desarrollar sus proyectos. El dinero público supone una media del 56% del total de los ingresos de las ONG estudiadas, dos puntos menos que hace cinco años.

En casos como el de Confederación Coordinadora Estatal de Minusválidos Físicos de España, el 100% de los fondos proceden de subvenciones, porcentaje que se sitúa en el 98% en la Unión Española de Asociaciones y Entidades de Atención al Drogodependiente. Para el Movimiento contra la Intolerancia, los fondos públicos suponen un 90% de sus ingresos, mientras que en Solidaridad Internacional el 94% de sus ingresos proviene de las ayudas públicas. En el polo opuesto se sitúan las ONG que no reciben un solo euro de las administraciones públicas, como Greenpeace, Asociación Remar España, Reach Internacional o la Fundación Banco de Alimentos de España. Estas organizaciones cuentan únicamente con fondos propios procedentes de las cuotas de sus socios y de las actividades que realizan. En el centro de la balanza encontramos a la Asociación Española Contra el Cáncer, que cuenta con un 11,5% de dinero público, la Asociación Española del Teléfono de la Esperanza, que recibe hasta un 39% del total de sus ingresos de las distintas administraciones, Ayuda en Acción, con un 12,4%, o Cruz Roja Española, donde el 34% de sus ingresos procede de las subvenciones.

El 96% de las ONG tiene página web

De las 100 ONG estudiadas 96 disponen de web propia. Las organizaciones que no facilitan información en Internet son la Asociación humanista ciegos del mundo, AIC España, ANDE y Dentistas sin fronteras.

¿Qué ofrece la Guía Práctica CONSUMER sobre 100 ONG?

Toda esta información se encuentra disponible gratuitamente en la recién actualizada Guía Práctica CONSUMER sobre 100 ONG (www.ong.consumer.es), que ofrece información pormenorizada y de interés sobre cien organizaciones no gubernamentales de nuestro país, divididas en cuatro grandes grupos en función de los proyectos que desarrollan: de desarrollo, emergencia, derechos humanos y educación; de medio ambiente, ecologistas y conservacionistas; de ayuda a colectivos marginados; y otras. La publicación incluye en cada ONG información sobre su dirección y teléfono de contacto, correo electrónico y página web si la tiene, el nombre de la persona responsable, si cuenta con delegaciones locales, provinciales, o internacionales, sus objetivos, el campo en el que trabaja, el número de voluntarios con el que cuenta, sus proyectos actuales y datos sobre su financiación, de dónde viene el dinero y a qué lo destina.