Los adolescentes presentan el doble de problemas de ludopatía que los adultos, según ha destacado el psiquiatra Ponce Alfaro, miembro de Top Doctors, quien ha añadido que esto se puede deber a que el juego ayuda a aliviar los estados de ansiedad y tristeza que se dan frecuentemente durante la adolescencia.

En este sentido, ha señalado como principales causas del aumento de esta adicción en los menores a las herramientas digitales, la normalización de la conducta de juego por parte de la sociedad y la creciente presencia de las casas de apuestas en zonas desfavorecidas. Por otra parte, ha puesto de relieve que la ludopatía se da mayormente en hombres que en mujeres.

Con el objetivo de ayudar al rápido diagnóstico de esta adicción el doctor Antonio Riera, psicólogo general sanitario y miembro de Top Doctors, ha recomendado prestar atención al aumento del tiempo que se le dedica al juego o a si se realizan las apuestas como un método de solucionar los problemas económicos. Esto podría indicar que el individuo está desarrollando un problema de ludopatía.

Durante 2018 los españoles gastaron más de 669 millones de euros en el juego ‘on line’, según han destacado los datos de la General de la Ordenación al Juego. De estos, el 52 por ciento fue destinado a apuestas, el 34 por ciento al casino y el 11 por ciento al póker ‘on line’. Por su parte, la Federación Española de Jugadores de Azar Rehabilitados (FEJAR) ha informado de que la mayoría de estos jugadores oscilan entre los 18 y los 35 años.

Entre las principales reacciones que causan las apuestas se encuentran las respuestas agudas de estrés, la liberación de adrenalina o la activación de la frecuencia cardiaca y respiratoria.

En el caso de sufrir adicción, el principal síntoma será el estrés excesivo, ha explicado Patricia Colovini, de la clínica CITA, centro miembro de Top Doctors. Asimismo, ha puesto de relieve que esta adicción suele estar ligada a otras conductas de riesgo como el consumo excesivo de alcohol.

Por último, ha concluido que la utilización de figuras conocidas en la publicidad como estrategia de mercado favorece la captación de adictos y ludópatas, ya que atraen su atención e incentivan el deseo de apostar.

Nota: artículo original publicado en infosalus.com