Un 57% de los consumidores europeos de cigarrillos electrónicos han utilizado estos dispositivos para dejar o reducir su consumo de tabaco, como principal motivo de su uso, según el último Eurobarómetro realizado por la Comisión Europea.

Esta encuesta de opinión pública, llevada a cabo entre los europeos en los meses de agosto y septiembre de 2020 para conocer sus actitudes hacia el tabaco y los cigarrillos electrónicos, refleja igualmente que más de un tercio de los encuestados (el 37%) considera al vapeo menos perjudicial que los cigarrillos tradicionales.

En comparación con el anterior informe de 2017, cuando la mayoría de vapeadores europeos (52%) confesaron que el uso de los cigarrillos electrónicos no les ayudó a reducir el hábito tabáquico, el nuevo Eurobarómetro señala ahora una reducción de esta proporción al 22%, reflejando que cada vez son más los fumadores que recurren al cigarrillo electrónico para abandonar el tabaco.

Por su parte, los consumidores duales, es decir, aquellos que consumen tanto tabaco como cigarrillos electrónicos, son los encuestados con el mayor nivel de intentos a la hora de dejar de fumar.

En cuanto a su uso, un 55% de los vapeadores emplean estos dispositivos a diario, mientras que otro 20% lo usa semanalmente. Finalmente, aquellos que realizan un uso mensual o esporádico son, respectivamente, un 5 y un 4% de los usuarios actuales.

La gran variedad de aromas disponible es también una de las razones más importantes para que los fumadores se pasen al vapeo y no vuelvan a fumar cigarrillos. En este sentido, los europeos tienen predilección por los sabores afrutados, como el de cereza o fresa (48%), seguido del aroma a tabaco (36%), menta-mentol (30%) y, finalmente, otros sabores dulces como el chocolate y la vainilla (20%).

El estudio, encargado a Kantar Bélgica por la Dirección General de Salud y Seguridad Alimentaria de la Comisión Europea, recogió las experiencias y posiciones de los ciudadanos europeos –27 Estados miembros más Reino Unido– sobre el tabaco y los cigarrillos electrónicos durante el verano de 2020.

Nota: artículo original publicado en infosalus.com