La Unión Europea podrá actuar más rápido a partir de ahora para prohibir las nuevas drogas sintéticas gracias a las nuevas normas europeas que han entrado en vigor el pasado viernes.

Dichas normas permitirán reducir de forma significativa los plazos para evaluar y prohibir las nuevas sustancias sintéticas en el mercado europeo y analizar de forma conjunta los riesgos combinados de varias sustancias con una estructura químicas similar.

“En los últimos diez años, la emergencia de nuevas sustancias psicoactivas ha representado un desafío enorme para la salud y la seguridad públicas”, ha recordado el comisario de Inmigración y Asuntos del Interior, Dimitris Avramopoulos.

Seguir leyendo en europapress.es