Por primera vez llega a Francia el «Dry January» (enero seco), un mes libre de alcohol. Un desafío que no es del gusto de los lobbies.

La idea del «Dry January» (enero seco) nació en Gran Bretaña en 2013: consiste en no beber alcohol durante un mes a partir del 1 de enero. La primera edición francesa del «Dry january» comienza este miércoles y se llama «Défi de janvier» (desafío de enero).

Los lobbies temen un mes sin alcohol

Inicialmente, el «Défi de Janvier» iba a ser organizado por la agencia Salud Pública Francesa, que depende del Ministerio de Salud, pero el proyecto fue abandonado bajo la presión de los lobbies del alcohol, según denuncian profesionales de la salud que luchan contra el alcoholismo y las adicciones.

El evento fue finalmente coordinado, sin apoyo del Estado, por un grupo de asociaciones (Liga contra el Cáncer, Federación Francesa de Adicciones, SOS Adicciones, etc.).

Seguir leyendo en rfi.fr