Depresores

Tipo: Alcohol
  • Ejemplos: Cerveza, licor, vino
  • Uso médico: Ninguno
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Moderada
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Barbitúricos
  • Ejemplos: Amytal, Butisol, Nembutal, Fenobarbital
  • Uso médico: Para ansiedad, tensión alta e insomnio
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Alta
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Inhalantes
  • Ejemplos: Aerosoles, gasolina, colas
  • Uso médico: Ninguno
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Ninguna
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Tranquilizantes
  • Ejemplos: Valium, Librúm, Equanil, Altiván
  • Uso médico: Para ansiedad, tensión e insomnio
  • Dependencia psicológica: Moderada
  • Dependencia física: Moderada
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Narcóticos de origen natural
  • Ejemplos: Codeína
  • Uso médico: Para la tos y análgesicos
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Moderada
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Narcóticos de origen sintético
  • Ejemplos: Morfina, Demerol
  • Uso médico: Analgésico
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Alta
  • Tolerancia: Sí
  • Ejemplos: Metadona
  • Uso médico: Sistemas de abstinencia de la heroína y analgésico
  • Dependencia psicológica: Moderada
  • Dependencia física: Alta
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Cannabis
  • Ejemplos: Marihuana, hachis
  • Uso médico: Bajo investigación
  • Dependencia psicológica: Moderada
  • Dependencia física: Desconocida
  • Tolerancia: Sí

Estimulantes

Tipo: Alucinógenos de origen natural
  • Ejemplos: Mezcalina, hongos
  • Uso médico: Ninguno
  • Dependencia psicológica: Baja
  • Dependencia física: Ninguna
  • Tolerancia: Desconocida
Tipo: Alucinógenos de origen sintético
  • Ejemplos: L.S.D.
  • Uso médico: Ninguno
  • Dependencia psicológica: Baja
  • Dependencia física: Ninguna
  • Tolerancia: Desconocida
Tipo: Anfetaminas
  • Ejemplos: Benzedrina, Dexedrina
  • Uso médico: Para obesidad
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Moderada
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Cafeína
  • Ejemplos: Café, cola
  • Uso médico: Dolores de cabeza
  • Dependencia psicológica: Baja
  • Dependencia física: Ninguna
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Cocaína
  • Ejemplos: Cocaína, crack
  • Uso médico: Anestesia local
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Posiblemente
  • Tolerancia: Sí
Tipo: Nicotina
  • Ejemplos: Cigarros, puros, pipas
  • Uso médico: Ninguno
  • Dependencia psicológica: Alta
  • Dependencia física: Moderada
  • Tolerancia: Sí

Droga – Drogas

El término droga se utiliza para referirse a aquellas sustancias que provocan una alteración del estado de ánimo y son capaces de producir adicción. Este término incluye no sólo las sustancias que popularmente son consideradas como drogas por su condición de ilegales, sino también diversos psicofármacos y sustancias de consumo legal como el tabaco, el alcohol o las bebidas que contienen xantinas como el café; además de sustancias de uso doméstico o laboral como las colas, los pegamentos y los disolventes volátiles.

No existe “la droga”, sino diversas sustancias, más o menos adictivas, consumidas de distintas formas por personas diferentes, y que pueden dar lugar a variados tipos de situaciones más o menos problemáticas.

Las drogas no son en sí mismas positivas ni negativas. Del significado que para una persona concreta y su entorno social tengan los efectos de una determinada sustancia, dependerá que su consumo pueda acabar resultando problemático.

Usos médicos

Algunas drogas son utilizadas clínicamente para tratar ciertas enfermedades y como complemento de ciertas terapias.

Dependencia psicológica

Compulsión a consumir periódicamente la droga de que se trate, para experimentar un estado afectivo positivo (placer, bienestar, euforia, sociabilidad, etc…) o librarse de un estado afectivo negativo (aburrimiento, timidez, estrés, etc.).

La dependencia psicológica es lo realmente difícil de superar en el proceso de deshabituación de una adicción. Para ello, es necesario propiciar cambios en la conducta y emociones de la persona que le permitan funcionar psicológicamente (obtener satisfacción, superar el aburrimiento, afrontar la ansiedad, tolerar la frustración, establecer relaciones sociales, etc.) sin necesidad de recurrir a las drogas.

Dependencia física

La droga se ha incorporado al metabolismo del sujeto. El organismo se ha habituado a la presencia constante de la sustancia, de tal manera que necesita mantener un determinado nivel en sangre para funcionar con normalidad.

Cuando este nivel desciende por debajo de cierto umbral aparece el síndrome de abstinencia característico de cada droga.

Tolerancia

Se dice que una droga produce tolerancia cuando es necesario ir aumentando la cantidad consumida para experimentar los mismos efectos. O lo que es lo mismo, cuando los efectos de la misma cantidad son cada vez menores.

La tolerancia es un indicio de alteración metabólica, consecuencia de un consumo crónico del que el organismo intenta defenderse.